Miércoles 22 de Noviembre Mazatlán
26°
tipo de cambio
Fuente: DOF
0
ESTÁS AQUÍ
Show

DANZA CONTEMPORÁNEA

Delfos atrapa con el espectáculo 'La vanidad'

Redacción
Por , Punto MX
La compañía Delfos danza contemporánea presentó “La vanidad”, un espectáculo que impactó al público del Teatro Ángela Peralta con escenas que mostraban la crudeza de una sociedad alienada por los excesos y la comercialización del cuerpo.


Proyectada en una serie de escenas no lineales, esta coreografía de Víctor Ruiz interpretada por Agustín Martínez, Aura Patrón, Xitlali Piña, Johnny Millán, Karla Núñez, Daniel Marín, Roselí Arias y Renato González, hizo una crítica al narcisismo humano, la persecución imposible hacia lo perfecto a través de cuadros dancísticos que iban de lo visceral, hasta lo estrambótico y lo patético.


Entre escena y escena, el performance de Delfos presentado en el marco del Festival Cultural Mazatlán 2017, evidenció el tratamiento del cuerpo humano como un producto moldeable a los antojos de sus dueños, objetivo que de no lograrse a base de esfuerzo, se recurre a atajos que van desde aparatos, dietas y suplementos milagrosos hasta recursos como la cirugía plástica o prácticas bulímicas.


Mientras maniquís mutilados, cuerpos semidesnudos y un performance sobre una pasarela de modas marcaron el inicio de “La vanidad”, el tema de la adicción a las drogas como enfermedad crónica impactó desde el momento que un bailarín bajo del escenario y recorrió la orquesta del teatro luciendo un traje que aludía el abuso de la cocaína y la heroína.


No menos impactante, los bailarines recrearon la escena de una noche de antro, en la que el exceso de alcohol nubló el raciocinio de las personas y liberó aquellos demonios que los incitaron a embriagarse hasta perder la consciencia y a dominar o ser dominados por el otro como objeto sexual.



En poco menos de una hora, las crudas imágenes de “La vanidad” pudieron interpretarse como un guiño al universo conceptual de la modernidad líquida del sociólogo polaco Zygmunt Bauman, que intentó explicar un mundo en el que prácticas de antaño como el matrimonio o la estabilidad laboral se ven desvanecidos para dar paso a una vida de relaciones efímeras y un futuro plagado de experiencias y placeres instantáneos que se diluyen como si fueran agua.

Una reflexión del escritor uruguayo Eduardo Galeano marcó el final del espectáculo. Los bailarines de Delfos danza contemporánea se reencontraron una última vez en el escenario y fueron fuertemente ovacionados por un público que gusta y sigue cada una de sus propuestas escénicas.