Viernes 25 de Mayo Mazatlán
28°
tipo de cambio
Fuente: DOF
19.7
ESTÁS AQUÍ
Show

CARNAVAL DE MAZATLÁN

Dan circo, maroma y belleza en el primer gran desfile #CarnavaldeMazatlán

José Manuel García
Por , Punto MX
Dan circo, maroma y belleza en el primer gran desfile
Luego de tantas críticas recibidas, el Carnaval 2018 se reinvindicó con un desfile que gustó a los miles de carnavaleros que llenaron el malecón.

Era el “Circo de los talentos”. Varios animales salieron a escena, con sus domadores a un lado. Había acróbatas y payasos.

Tras ser coronada el sábado, Alexa I lució esplendorosa en su carroza, la más aplaudida por la gente que, al ritmo de los papaquis, daba rienda suelta a la fiesta.

No se quedó atrás Sofía I, la reina de los Juegos Florales, que se veía impresionante.


Muy aplaudida también fue Gretel, la reinita infantil, quien saludaba muy animada desde lo alto de su carroza.

El que batalló un poco con su carro alegórico fue Tulio I, cuando se detuvo por espacio de 7 minutos, hasta que los del staff lo encendieron y el Rey de la Alegría empezó a bailar emocionado. Era su noche.

Varias comparsas encendieron el ánimo de la gente, que aguantó muchas horas para ver el tradicional desfile.

El final siempre es con los caballos bailadores, que se mueven al ritmo de la banda sinaloense.

El martes es el de despedida, en donde los mazatlecos se volcarán de nuevo al malecón y de allí a esperar un año para poder gozar de nuevo de la fiesta de la carne.




AGUANTAN MÁS DE 48 HORAS PARA TENER UN BUEN LUGAR

Muchas familias llegaron desde el viernes en la noche a apartar su lugar. Fácilmente acumularon 48 horas en el malecón.

Pasaron frío, los embates de los de Oficialía Mayor y de la misma gente que, al llegar tarde, quería hacerse de un lugar privilegiado.

El domingo ya era como un día de campo. En los “apartados” había ceviche, pizza, pollo, bebidas. Una romería.


“¡Estamos aquí desde el viernes!”, le dijeron a una familia que, muy tranquilamente, llegó "al cuarto para las 12" y querían en primera fila.

Y los vendedores hacían su agosto. Desde sombreros, paraguas, burbujas, donas, cocadas, diademas, buñuelos, pulseras, mangos, confeti, dulces… prácticamente de todo.

“Las ventas están bien, aunque el mango está caro”, dijo Albis, quien cargaba un cajón de mangos.

Algo que es muy tradicional es el confeti. Varios vendededores llegaron al puerto desde Celaya.

“Sí hay buenas ventas, pero también es mucha competencia”, comentó una vendedora de confeti. “Son de a 10 las bolsitas”, agrega.

Los “Súper Héroes” no pueden fallar, tampoco los payasos. Todos buscan ganarse un pesito, ya sea con una foto o con alguna ayuda.

Y entre empujones y tirones, así se vive el Carnaval cada año.

Estas personas no miden el peligro con tal de ver el desfile, en un hotel.