Sábado 15 de Diciembre Mazatlán
22°
tipo de cambio
Fuente: DOF
20.26
ESTÁS AQUÍ
Nacional

MEJORAMIENTO URBANO

Buscará Sedatu terminar marginación en 10 ciudades fronterizas

Francisco Ramírez
Por , Punto MX
Buscará Sedatu terminar marginación en 10 ciudades fronterizas
MAZATLÁN.- La Secretaria de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU 2018-2024), llevará a cabo un programa de mejoramiento urbano de atención a zonas marginadas, en diez ciudades fronterizas del norte del país.

El futuro subsecretario de la SEDATU 2018-2024, maestro Armando Rosales García, explicó que durante el primer año de gobierno, el programa se enfocará diez ciudades que van a intervenir en la frontera: San Luis Rio Colorado y Nogales, en Sonora; Tijuana y Mexicali, en Baja California; Piedras Negras y Ciudad Acuña, en Coahuila; en Chihuahua va a ser Ciudad Juárez; y en Tamaulipas, Matamoros, Reynosa y Nuevo Laredo.

Dijo que también están cinco ciudades turísticas, como son Los Cabos, en Baja California Sur; Bahía de Banderas y Puerto Vallarta, en Nayarit y Jalisco; Acapulco y el municipio de Solidaridad en Quintana Roo.

No supo especificar en qué año le tocaría a la ciudad y puerto de Mazatlán.

La instrucción del Presidente Electo es que visitemos estas quince ciudades y de que se tengan todos los estudios que se requieren para la ejecución del programa en todas estas zonas marginadas desde el mes de diciembre.

Al participar en el Foro Regional Zona Norte de la Asociación Mexicana de Institutos Municipales de Planeación (AMIMP), explicó que estas 15 ciudades son las que presentan el mayor grado de rezago social de población pobre.

Indicó que el 2019 les alcanza para atender a estas 15 ciudades, pero que van a tratar de atender todas las ciudades al mismo tiempo.

Rosales García dijo que son cinco ciudades turísticas en el primer año, pero eso no quiere decir que todavía no se definen las que entrarían en el 2020, 21, 22…

El futuro subsecretario de Sedatu con Andrés Manuel López Obrador, comentó que aparte de las ciudades de la frontera, también se empezó a trabajar en el sureste del país, ya que son muchas cortinas las que se están haciendo; en el sureste empezarán con otra serie de programas locales que también van a apoyar, como la construcción de caminos rurales en Oaxaca, el programa del Itsmo de Tehuantepec, toda la articulación económica y el programa del tren maya, donde se está hablando de una inversión gigantesca de miles de millones de pesos en el sureste.

Rosales García explicó que los factores que les llevó a determinar estas ciudades, es porque son mayores a 15 mil habitantes, que fueran parte del sistema urbano nacional, que tuvieran carencias de infraestructura, de equipamiento y servicios básicos, que tuvieran población sin agua, sin luz, sin parques, sin árboles, sin banquetas, sin rampas, sin asfaltos, las que tuvieran un índice del entorno urbano con el mayor rezago, y luego que fueran zonas con alta y muy alta marginación y que tuvieran altos índices de violencia.

Informó que en todo el programa son 10 mil millones de pesos los que se invertirán en el primer año, “y vamos a ver que los recursos les lleguen a la gente desde el primer día de enero, cuando ya se empiece a ejercer el presupuesto federal”, agregó.

“La encomienda que nos ha dado el maestro Román Meyer (Falcón, titular designado como futuro secretario de Sedatu) por instrucciones de López Obrador, es que no haya clientelismo, que los recursos bajen directamente a la población y estamos explorando los mejores mecanismos que hagan más trasparentes, auditables y eficiente el uso de los recursos y evitar de cualquier tipo de uso o clientelismo político o de cualquier otra forma”, manifestó Rosales García.

Cuestionado acerca de que si se acabaron los gestores sociales, indicó que la Sedatu no tiene gestores sociales como figura.

Nosotros vamos a trabajar con la gente. Con la gente, y va a haber un sistema para que los recursos bajen de manera directa, igual en vivienda.

Anunció que se buscará abatir el rezago urbano, el rezago en equipamiento e infraestructuras, en servicios y en carencias en materia de vivienda, para ello, agregó, se van a abatir los índices de rezago de falta de cumplimiento del derecho humano a una vivienda adecuada.

Aseguró que eso contribuirá no solo a la mejor calidad de vida, sino al bienestar de las personas, sino también contribuirá en los próximos años a ir disminuyendo los índices de pobreza y marginación y a terminar el problema que hay en las grandes ciudades, que es la segregación social espacial.